Saltar al contenido

¿Cómo desinfectar el otoscopio?

desinfectar otoscopio

No se debe tratar a más de una persona con un mismo dispositivo médico, esto podría causar enfermedades. En caso de ser necesario el uso frecuente de algún instrumento, hay que llevar a cabo una limpieza detallada.  

El proceso de saneamiento no debe ser de cualquier manera. Una mala higiene puede causar infecciones más graves en los usos posteriores. 

El otoscopio no se escapa de esto. Necesita ser limpiado y esterilizado después de su uso. Claramente al ser introducido en el oído puede quedar sucio por el cerumen o infectado por cualquier bacteria.

De ahí la importancia que tiene conocer cómo desinfectar el otoscopio. Si quieres saber, te invito a quedarte y continuar la lectura. No te pierdas ningún detalle.

¿Por qué se debe desinfectar el otoscopio?

Anteriormente te mencioné algunas de las razones por las cuales debes desinfectar el otoscopio. A continuación te lo detallo mejor:

  • Eliminarás cualquier forma de vida microscópica.
  • Evitarás riesgos de transmisión de enfermedades, infecciones y bacterias.
  • El doctor o profesional podrá brindar un servicio libre de suciedad y sano.
  • Es la mejor manera de garantizar una seguridad a la hora de reutilizar el instrumental médico.

Aspectos previos a tener en cuenta para desinfectar el otoscopio

  • Antes de pasar a la desinfección como tal debes limpiar bien el otoscopio. Realizar un lavado extenuante para ir ya eliminando algo de la materia de desecho. La suciedad cubre a los microorganismos.
  • Debes tomar en consideración que este instrumento es complicado de limpiar. Debido a su forma y a la cantidad de bacterias que se pueden quedar en él.
  • Para que todo quede bien, tienes que desarmar el dispositivo, así tendrás acceso a cada parte del mismo. Evitarás que en algún rincón se hospeden inquilinos indeseados.
  • Comprueba bien el producto que usarás para desinfectar, pues algunos por sus propiedades corroen los metales.
  • El tiempo durante el cual debes hacerlo no es exacto. No existe un periodo específico aún.

Sin embargo, mientras mayor tiempo pasen en contacto la superficie del otoscopio y el desinfectante será mejor. Así crece la probabilidad de que todas las bacterias y microorganismos de contaminación mueran.

Te recomiendo que dejes actuar el producto de esterilización sobre el dispositivo durante un poco más de 10 minutos.

Una vez limpiado, y a temperatura ambiente debes exponer el otoscopio durante al menos 20 minutos al desinfectante de alto nivel.

Las mejores sustancias para esterilizar el otoscopio

desinfectantes para otoscopios

Sin lugar a dudas existen muchas sustancias y recomendaciones de productos con fines antibacteriales y esporicidas. En ocasiones hasta podría ser difícil escoger, pero aquí te ayudo.

Según investigaciones en laboratorios de microbiología el cloruro de benzalconio carece de eficacia para destruir las esporas. Mientras, el glutaraldehído se mostró más fuerte y eficiente.

El cloruro de sodio y la urea están faltos de las propiedades requeridas para esterilizar instrumentos médicos. No tienen ningún tipo de actividad esporicida.

Accesorios que debes usar para esterilizar

No debes descuidar tu salud cuando vayas a limpiar algún dispositivo ya usado. Hay muchos peligros a los que te puedes exponer. Por ello toma todas las medidas necesarias y no olvides usar los siguientes elementos:

  • Ropa ya limpia y esterilizada: Será tu propio equipamiento de protección. Si cuentas con una bata, un nasobuco o mascarilla desechables, y guantes mucho mejor.
  • Los guantes pueden ser de polietileno, vinilo, nitrilo o látex. Si te pones unos plásticos y encima unos de carnaza estarás más seguro.
  • Sustancia con propiedades desinfectantes: Glutaraldehído (al 2%).
  • Detergente enzimático: Acelera el proceso de limpieza. Es como un detergente común pero con modificaciones específicas que le permiten actuar sobre organismos específicos.
  • Cubetas o baldes: Serán el lugar de enjuague, limpieza y desinfección de los objetos.
  • Cepillo y esponja: Te servirán para remover y eliminar la suciedad y las bacterias de la superficie del otoscopio.
  • Agua: Disolvente natural

Para que realices un buen trabajo no pases por alto ninguno de los pasos que te pongo a continuación.

Pasos para desinfectar el otoscopio

otoscopio y guantes

Este proceso se divide en etapas. Cada una de estas facetas tiene sus características y procedimientos.

I-Prelavado

Es la primera limpieza que se hace, para ir reduciendo la cantidad de microorganismos en el objeto. Y que manipularlo no suponga un mayor riesgo.

  1. Disuelves el detergente enzimático.
  2. Sumerges las partes del otoscopio hasta cubrirlas por completo en la solución.
  3. Lo dejas allí un tiempo prudencial.
  4. Metes todo bajo un chorro de agua para que se enjuague.

II-Lavado manual

Procedes a limpiar cada parte.

  1. Diluye en un recipiente el detergente enzimático.
  2. Con el cepillo o la esponja en mano vas limpiando cada parte. Las cepillas bajo el nivel del agua. Ten en cuenta que no se te pase por alto ningún lado.
  3. Enjuaga todo muy bien con agua.

III-Secado

Aunque parezca una etapa boba es crucial que se respete y se haga. Con un paño suave seca todo. Recuerda estar pendiente de que la tela no deje pelusas.

IV-Desinfección

Es fundamental. Para este proceso utilizarás el glutaraldehído. Debes protegerte ya que irrita los tejidos mucosos (ojos, nariz y boca).

  1. En un recipiente deposita el glutaraldehído y echa allí el otoscopio.
  2. Deja en inmersión y tapa el recipiente durante unos 20 minutos.
  3. Enjuaga los objetos con agua potable. No le dejes caer un poquito de agua y ya. Hay organismos que aún muertos pueden afectar al paciente si llegan a entrar en su cuerpo.

Ya puedes dar por limpio y desinfectado todo. Listo para usarse. Recuerda manipularlo con guantes para no estropear la higiene.